martes, 16 de agosto de 2011

Un mapa para conocer l´Albufera

El ayuntamiento publica 50.000 ejemplares de una guía del parque natural que se repartirá a partir de hoy en el lagohttp://www.levante-emv.com/valencia/2011/08/12/mapa-conocer-lalbufera/831635.html

LEVANTE-EMV VALENCIA El Servicio Devesa-Albufera del Ayuntamiento de Valencia, a través del Proyecto Life + Seducción Ambiental, ha editado el primer plano guía del Parque Natural de l'Albufera que, con una tirada inicial de 50.000 unidades -aunque se prevé llegar a 200.000-, estarán a disposición de los visitantes en los cinco puntos de información a partir de hoy, según informaron ayer fuentes municipales. La publicación recoge una detallada información de las distintas ofertas que el parque natural ofrece a los visitantes. De un modo gráfico y con una ilustración atractiva, el plano muestra aquellos lugares de interés para el usuario con sus respectivos símbolos identificativos.
Así, el visitante encontrará los paisajes más pintorescos como el propio lago de l'Albufera, los seis puertos y embarcaderos que lo configuran, las áreas de reserva o los filtros verdes como el Tancat de la Pipa. El centro de información e interpretación del Racó de l'Olla, el observatorio de aves del Tancat de la Ratlla, l'Ullal de Baldoví o el mirador del Pujol son otros espacios reflejados en el plano para que el visitante pueda moverse por el parque natural con toda la información a su alcance.
El usuario de esta guía también podrá encontrar la ubicación de las áreas de picnic, restaurantes y hoteles, además de una detallada información de los distintos itinerarios auto guiados por la Devesa y el carril bici. La iniciativa, presentada como "L'Albufera des del cel", forma parte del Proyecto Life + Seducción Ambiental, cofinanciado por el Ayuntamiento de Valencia y la Comisión Europea. El objetivo es el proteger la fauna y flora del parque natural.
El concejal de Devesa-Albufera y Pedanías del Ayuntamiento de Valencia, Vicente Aleixandre, aseguró ayer que esta guía es "una herramienta de gran utilidad porque se trata de un ecosistema con una extensión de 21.000 hectáreas, que provoca que el visitante no llegue a tener una clara percepción ni del espacio ni de sus posibilidades". De este modo, señaló que la rentabilidad "a la hora de aprovechar el tiempo y los recursos será mayor". Según el responsable de Servicio Devesa-Albufera, Antonio Vizcaíno, cada año más de un millón de personas visita el parque, por lo que consideraron "de suma importancia" la elaboración de esta guía "para facilitar los desplazamientos con la máxima información de un modo fácil".

domingo, 7 de agosto de 2011

Los nuevos inquilinos de Bioparc


En apenas tres años, Bioparc Valencia no sólo ha cambiado su imagen de cara a los visitantes, con una creciente vegetación y nuevos espacios, espectáculos y servicios, también ha incrementado su población animal con el nacimiento de nuevos inquilinos, algunos de ellos llegados al mundo a la vista del público.

Algunos visitantes del parque, cimentado en el concepto de zooinmersión, tuvieron la oportunidad de contemplar hace unas semanas el parto natural de la jirafa 'Che'. Tras 15 meses de gestación, 'Che' se puso de parto a plena luz del día, en el seno de su manada. El padre de la criatura, 'Julius', no se separaba de ella, como si el nacimiento tuviera lugar en plena naturaleza y leones y hienas pudieran olfatear una presa fácil en la madre debilitada y su cría inexperta.

El parto concluyó en los establos, con una caída en picado de la cría desde dos metros y medio de altura. Los fetos de jirafa nacen con las patas delanteras por delante para romper el impacto contra el suelo. La pequeña jirafa, que nació el 5 de julio, sale por las tardes a la sabana, donde los visitantes disfrutan de sus primeras carreras.

La primera cría de 'Che' es sólo uno de los nuevos inquilinos de Bioparc. Prácticamente todas las zonas del parque, desde las sabanas hasta Madagascar, pasando por el bosque ecuatorial o la cueva de Kitum, cuentan con pequeñas crías correteando junto a sus padres.

La imagen de los hipopótamos Raf y Nanuk jugando bajo el agua en la Cueva de Kitum es única en Europa
'Baby boom' primaveral

Durante la primavera se produjo el nacimiento de la primera cría de león de Bioparc, la hija de 'Sortuda', una leona de seis años que llegó procedente del zoo de Lisboa en octubre junto a otra hembra y un macho. Se produjo también el alumbramiento de cuatro ejemplares de ibis sagrado, dos gemelos lémures de cola anillada, una cría de facóquero, dos potamoqueros criados a mano por los cuidadores, una nutria de cuello moteado, especie amenazada principalmente por la caza de los pescadores y cazadores furtivos, una cría de sitatunga y una hiena manchada, un nacimiento especial puesto que por tercer año consecutivo se reproduce la pareja de hienas de Bioparc.

Entre mayo y junio nacieron en incubadora dos pollitos de Alcaraván de El Cabo, y la última semana de junio, mientras muchas personas disfrutaban de las vistas desde el restaurante, una de las hembras de impala parió una cría. Además han nacido mangostas o suricatas entre otros muchos animales del parque.

Reproducción de especies amenazadas

Uno de los principales cometidos de Bioparc es el manejo de especies amenazadas o vulnerables para trabajar en su reproducción y evitar así la extinción. Bioparc Valencia participa actualmente en 16 programas de reproducción de especies amenazadas con animales como gorilas, elefantes africanos, rinocerontes blancos y jirafas de Rothschild.

Algunos animales, como hienas o lémures, salen cada año de las instalaciones del parque valenciano con destino a otros zoológicos. El equipo de Bioparc gestiona directa y activamente algunas especies y grupos de animales.

Zooinmersión y nuevo concepto de ocio familiar

Dos de los rasgos que caracterizan este nuevo concepto de parque zoológico son la zooinmersión y la idea de que los visitantes experimenten una forma diferente de contemplar a los animales "en positivo", como destaca Pepa Crespo, directora de Comunicación de Bioparc.

En los más de 100.000 metros cuadrados de superficie que ocupa el parque, las barreras entre los animales y los visitantes, y entre los propios animales, no son más que elementos naturales como humedales y ventanas. Un pequeño río, un tronco caído, un foso que apenas se aprecia, un cristal o invisibles barreras eléctricas inofensivas para los animales son los elementos que mantienen la separación entre depredadores y presas, que da la sensación de que conviven en un mismo hábitat.

Muchos de los espacios recreados en Bioparc están hechos a imagen y semejanza de los entornos naturales en los que habitan los animales, y en ellos conviven distintas especies. Sólo en Bioparc puede verse a los gorilas caminar por encima del público, sobre un árbol caído por cuyo interior pasean los visitantes, y a los hipopótamos jugar bajo el agua, en el mágico universo de Kitum.